Rejas abatibles para ventanas

Disponer de una buena reja en una ventana puede suponer disponer de un buen elemento estético que complete y complemente el estilo y la decoración del lugar (y más en la actualidad dado que existen múltiples acabados y formas en rejas) y, por supuesto, unas rejas pueden suponer un gran hito para nuestra seguridad.

Existen muchas modalidades de rejas y entre todas estas modalidades se encuentran las rejas para ventanas abatibles.

Así, dicho lo anterior, en este texto vamos a hablar de las rejas en general para ventanas y sobre todo nos vamos a focalizar en ver algunos de los detalles concretos de las rejas para ventanas abatibles, pues las mismas son algunas de las rejas más solicitadas y siempre conviene conocer aquello que son y sus características generales para luego poder determinar el modelo y la modalidad de reja a escoger según cada caso en particular y según las consideraciones específicas y los deseos concretos que se puedan tener.

Diferentes tipos de rejas para ventanas

Cuando se habla de rejas se está hablando, tal y como se mencionaba, de un tipo de elementos que tienen la finalidad de aportar seguridad a ese punto potencial de acceso a la vez que pueden aportar un grado de diseño y de estilo en particular.

Una reja puede ser elegida por mero deseo o puede ser una necesidad casi impuesta para evitar correr graves riesgos de seguridad, sea como fuere debe saberse y uno debe de ser consciente de que existe una gran variedad de tipos de rejas para ventanas entre los cuales poder escoger.

Una de las diferencias más evidentes y conocidas de las rejas en general y de las rejas para ventanas abatibles en particular, es el material con el que las mismas están fabricadas.

No existe un único material para fabricar rejas y se pueden encontrar una gran cantidad de rejas en distintos materiales, algunas más adecuadas para un tipo de usos que otras y con una gran variedad de estilos y matices, a continuación vamos a mencionar algunos de los materiales más habituales utilizados en la construcción de rejas para ventanas.

Rejas de aluminio

Uno de los materiales con los que pueden estar formadas las rejas para ventanas es el aluminio. Una de las características básicas y principales del mismo es que es un material que ofrece una gran ligereza y que puede ser presentado en una gran cantidad de diseños y también de colores.

Otra de las características clave del aluminio es que no es un material que se oxide fácilmente y ello hace que el mismo pueda durar mucho tiempo en muy buenas condiciones y que el mismo no requiera de un gran mantenimiento

Rejas de acero

Otro de los grandes materiales utilizados para la fabricación de rejas para ventanas abatibles (y en realidad para cualquier otro tipo de rejas) es el acero.

En este caso estamos hablando de un material que vendría a presentar unas características parecidas a las que se han venido hablando el caso de las rejas de aluminio, pero con la diferencia de ser un material algo más resistente que el aluminio, por ello puede decirse que las rejas de acero comúnmente presentan un plus de seguridad en relación a las mismas rejas realizadas en aluminio.

Rejas de hierro

Y luego conviene hablar también de las rejas de hierro. En este caso debe diferenciarse entre las de hierro fundido y las de hierro forjado y si nos fijamos en estas últimas veremos que son unas rejas que resultan extremadamente fuertes y resistentes.

La durabilidad de este tipo de rejas también resulta muy elevada (máxime si se le aplica un adecuado proceso de galvanizado que aumente su poder de resistencia ante la corrosión).

Modos de proteger las ventanas mediante rejas

Cuando se van a instalar rejas de cualquier tipo en general y en particular unas rejas para ventanas abatibles uno de los aspectos que más deberá tenerse en cuenta y tomar en consideración es el modo de instalación que ofrecerá un mayor nivel de seguridad una vez la correspondiente reja esté instalada.

Sin duda alguna, esta decisión no podrá ser baladí y vendrá determinada tanto por el lugar donde se va a instalar la reja, como por el tipo concreto de ventana que se vaya a proteger, las características de los puntos de anclaje y muchas variables más, pero de modo general diremos que en lo que concierne al modo de instalar una reja, existen las siguientes grandes opciones.

Por un lado nos encontramos con las rejas que se encuentran adosadas a un edificio. En este caso las rejas se integran directamente dentro de la estructura misma del edificio y ello lo hacen mediante una pequeña obra que las incrusta dentro de la fachada.

Una de las características de este tipo de instalación es que parte del enrejado de la reja queda integrado dentro de los mismos muros de la fachada.

Una variable del caso anterior se encontraría el de las rejas embutidas en la ventana.

En esta ocasión nos encontramos con un sistema que en esencia se parece mucho al mencionado en el párrafo anterior pero que tiene una importante diferencia con el mismo, en este caso no se realiza ninguna obra para incrustar la reja en el mismo seno del edificio sino que se ancla la reja mediante unos tornillos especiales de seguridad.

No existe una opción mejor que otra, dependerá de cada caso en particular pero puede decirse que estos dos tipos de instalación son de los más seguros en cualquier reja que desee instalarse.

Siguiendo con los tipos de instalación que se pueden mencionar para las rejas para ventanas señalar las denominadas como rejas plegables (estas también reciben la denominación de rejas de ballesta).

En este caso el modo de anclaje puede ser cualquiera de los dos que se han mencionado con anterioridad y su gran particularidad es que las mismas pueden ser abiertas lateralmente.

Y finalmente, en este punto, cabría hablar de un tipo de instalación de rejas que son un poco diferentes a todas las anteriores, en este caso se está hablando de unas rejas modulares y desmontables que no requieren de obra alguna para ser instaladas y cuya función no es tanto evitar robos ni proporcionar ningún tipo de seguridad en ese sentido, sino que lo que persiguen es ofrecer seguridad para los niños (evitar que se caigan por la ventana, que tiren cosas a través de la misma, etc., etc., etc.)

Ventajas y consideraciones de las rejas abatibles

Cuando hablamos concretamente de rejas para ventanas abatibles estamos hablando de un tipo de rejas que tiene una particularidad, y esa particularidad no es otra que la de –digamos- tener un punto de apertura en su seno para que las mismas puedan ser abiertas y cerradas sin necesidad de tener que instalarlas y desinstalarlas.

En muchas ocasiones una reja se instala en una ventana y la misma no se quita durante muchos años, incluso durante décadas o de por vida. Esto es común y habitual en muchos tipos de ventanas, pero existen algunos tipos de ventanas y de usos para estas ventanas que pueden requerir en alguna ocasión de no disponer de rejas, para estas ocasiones siempre será mucho mejor disponer de una reja abatible que no tener que estar haciendo obras y más obras poniendo y quitando rejas cada vez que esa reja debe de ser utilizada.

Imaginemos el caso de ventanas por las cuales en alguna ocasión se puede tener que pasar algún mueble hacia su interior o sacar muebles por la ventana, imaginemos el supuesto de ventanas que requieren de una apertura para en caso de emergencia y necesidad proceder a la evacuación, en estos casos las rejas para ventanas abatibles pueden ser la solución.

Hablando de distintas variedades de rejas para ventanas abatibles decir que pueden existir una gran variedad y diversidad de estas.

Una de las variedades puede ser por ejemplo las rejas que incorporan cancela y que están zincadas y lacadas según la necesidad particular de cada caso.

rejas abatibles para aumentar la seguridad

También existen las rejas que incorporan partes chapadas con otras tubulares laterales, luego existen rejas batientes que incorporan macollas, es decir elementos decorativos de carácter latonado y, finalmente, para finalizar este breve (y no exhaustivo repaso) nos podríamos encontrar con las rejas abatibles de espiga.

Este tipo de rejas se ofrece con dos hojas y también con distintos acabados de lacado, zincado, etc.

Uno de los aspectos más destacados y destacables de las rejas para ventanas abatibles es el de la cerradura es que las mismas incorporen.

En este caso al ser un tipo de rejas que pueden abrirse y cerrarse mediante una cerradura es importante que la misma ofrezca la máxima seguridad pues de no ser así comprometerá por completo la seguridad global de toda la reja.

Lo anterior es muy importante y es imprescindible de tener en cuenta al adquirir rejas para ventanas abatibles pues una reja fuerte con una cerradura débil será lo mismo que decir que se tiene una reja absolutamente vulnerable y muy fácil de violentar.

Rejas abatibles para ventanas
5 (100%) 2 votos